Dilemas en el sexo oral

El sexo oral es una de las tantas especialidades que podemos practicar con nuestra pareja. Aprovechar para dar y recibir placer al mismo tiempo es posible gracias a algunas posturas que permiten que ambas personas se preocupen por el placer de la otra mientras están siendo acariciados y obteniendo unos orgasmos únicos.

La postura del 69 es perfecta para ello, ya que permite que ambos puedan dar placer al otro, sin embargo podría llegar a convertirse en una postura un tanto incómoda si no se tiene en cuenta algunas cosas como por ejemplo que el cuello vaya correctamente y no haga un mal movimiento entre otros.

El estar haciendo muchas cosas al mismo tiempo puede hacer que nos sintamos incómodos y que finalmente haya una cuestión general en donde se detenga de dar placer al otro, porque evidentemente al estar siendo estimulados nos estamos por “morir” de placer. Todo esto hace que por ejemplo, el no avisar al otro en el momento en que se está por acabar podría hacer que se salpique parte de su cuerpo lastimando los ojos entre otras cosas.

También hay una cuestión general en el sexo oral con el tema de los olores. Hay mucha gente que se resiste a dar sexo oral por los tipos de olores que puede encontrar en el sexo del otro. La realidad es que son olores a los que todos nos acostumbramos y que lo que importa realmente es que haya una muy buena higiene.

Otro de los dilemas que se pueden encontrar al tener sexo oral es el hecho de terminar en una postura donde el culo de la otra persona esté en la cara de la pareja, algo que incita sin duda a que se pueda estimular también esa zona.

La experimentación es la base final del encuentro. Cada pareja debe probar cuál es la mejor postura según el caso, pero no hay dudas de que la postura llamada 69, es una de las mejores para el sexo oral porque como todo en la vida, se trata de dar y recibir.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

× ¿Cómo puedo ayudarte?