Motivos para NO tener sexo en el agua

Aunque tener sexo en el agua es la fantasía sexual de muchos, y a veces resulta ser muy placentera, lo cierto es que a veces no resulta ser tan conveniente ni inocente. A muchas parejas les gusta probar cosas nuevas o repetir algunas prácticas que les resultaron fascinante lo cierto, es que al hacerlo en el agua, los seres humanos dejamos de lado cuestiones higiénicas que pueden jugarnos una mala pasada. Por eso vamos a exponerte algunos motivos para no tener sexo en el agua.

  1. La penetración puede doler: para las parejas que nunca lo han hecho, dejando de lado las hermosas y placenteras imágenes que suelen mostrarse en el mercado porno, la penetración bajo el agua puede resultar una práctica muy dolorosa. Aunque parezca raro y contradictorio, el agua no tiene el poder de lubricación que los seres humanos nos imaginamos, sino más bien el efecto contrario, y ello puede provocarnos, fricción, irritación y sequedad en los genitales.
  2. Se pueden contraer muchas bacterias: así lo hagamos en la piscina de nuestra propia casa, el agua tiene una cantidad de bacterias que ignoramos, aunque ellas no causan daño a la piel sí pueden afectar a los genitales. Sin contar los casos de gente que opta por hacerlo en las playas, las piscinas mismas pueden provocarnos una infección urinaria, al igual que el cloro puede promover la aparición de hongos.
  3. Se puede contraer enfermedades de transmisión sexual: si tenemos en cuenta que la lubricación se reduce al mínimo el preservativo puede romperse fácilmente, además de que es muy difícil llevarlo puesto en el agua. Aunque se aconseje ponerlo y quitarlo fuera del agua, lo recomendable sería evitar este hecho. Nunca se sabe que puede escapar allí debajo.
  4. Las caídas puede ser peligrosas: claro que un ser humano es precavido y nunca buscará caerse, pero a la hora del sexo la atención está puesta en otro lado, y las duchas y bañeras son bastantes propensas a lastimarse fácilmente, lo mismo puede pensarse con los bordes filosos de las piscinas.
  5. Los lugares públicos que prohíben el desnudo: aunque existen diversos lugares en el mundo las playas nudistas y allí todo está permitido, lo cierto es que hay personas que no respetan la condición en los lugares públicos y se lanzan al mar o al rio, incluso en la misma playa, a tener relaciones sexuales sin pensar en todo tipo de residuo en la arena o debajo del agua.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

× ¿Cómo puedo ayudarte?